ARTESANÍA EN CHAQUIRA

A principios del siglo XX un grupo kikapú, procedente de Oklahoma, se asienta en la Sierra Alta de Sonora. Desde entonces sus descendientes habitan en la comunidad de Tamichopa (“viento en la loma”), municipio de Bacerac, a ocho kilómetros del pueblo de Huachinera.

Debido a la distancia de su lugar de origen y a las necesidades de adaptación, el pueblo kikapú establecido en Sonora fue perdiendo paulatinamente sus tradiciones originales, su lengua y sus artesanías. Desde marzo de 2008 Lutisuc Asociación Cultural I.A.P. estableció contacto con ellos iniciando un proyecto que considera la recuperación de sus tradiciones artesanales.

Una de sus expresiones artesanales tradicionales que había caído en desuso es el tramado en chaquira. Los diseños kikapú son básicamente geométricos y se plasman en pulseras, gargantillas, pectorales, aplicaciones para la ropa, aretes, etc.

Para trabajar la chaquira utilizan una especie de telar en la que van cruzando los hilos transversales con los longitudinales, de manera que las cuentas de chaquira quedan firmemente ajustadas siguiendo un diseño predeterminado que está basado en los diseños de sus antepasados.